Administración Peñalosa plagia iniciativa del concejal Celio Nieves que crea Observatorio del Espacio Público de Bogotá

1238

El gobierno distrital del alcalde neoliberal, Enrique Peñalosa Londoño, no tuvo ningún reato en plagiar una iniciativa del concejal del Polo Democrático Alternativo, Celio Nieves Herrera, que crea el Observatorio del Espacio Público (ODEP) de Bogotá.

Según el anuncio oficial del gobierno de Peñalosa, el “pasado 30 de agosto, la Defensoría del Espacio Público puso en funcionamiento el observatorio del espacio público que permite analizar, recopilar y publicar información confiable y actualizada de las dinámicas del espacio público; además, sirve como herramienta tecnológica para la articulación de las redes por el espacio público conformadas por las entidades distritales, universidades, comunidades, asociaciones, gremios y ciudades”.

“Este enfoque hace parte de una estrategia de democratización de la información para fortalecer los procesos de participación ciudadana y facilitar el acceso a la información producida y compilada desde las entidades públicas y favorecer la toma de decisiones informadas entre tomadores de decisiones tanto del ámbito público como privado.”

Con este anuncio, la administración del alcalde Peñalosa presentó a los bogotanos el cumplimiento de una de sus metas del Plan de Desarrollo, y eso está bien. Lo que no afirma es que esta es una iniciativa del concejal Nieves Herrera, quien desde el año 2012 ha propuesto en 11 oportunidades la creación de este instrumento como una herramienta de gestión institucional y comunitaria, que contribuya al análisis de información sobre espacio público para la generación de políticas públicas acordes con la realidad de la ciudad, crear conocimiento real y objetivo frente al tema, difundir información en forma de documentos, estadísticas y mapas.

Para el concejal del Polo, el ODEP debe ser un instrumento articulador de sistemas de documentación y producción de datos para el diagnóstico, análisis, planeación, seguimiento y evaluación de información encaminada a la caracterización, protección, buen uso, memoria y tradición del espacio público del Distrito Capital.

Su composición se plantea con la participación de la ciudadanía y la academia, será integrado por los representantes o delegados que designen las entidades públicas del orden distrital y local; representantes de organizaciones comunitarias que confluyen en cada localidad en torno al tema de la protección y buen uso del espacio público; representantes de organizaciones ambientales; representantes de la Universidad Distrital Francisco José de Caldas; representantes de las universidades con sedes en Bogotá, que tengan facultad de ingeniería catastral y similares, que realicen estudios sobre el espacio público y representantes de las veedurías ciudadanas que investiguen sobre el mismo, garantizando una estructura técnica, operativa y participativa; elementos inmersos en el Observatorio puesto en marcha y que son  parte de la propuesta elaborada por Nieves Herrera desde al año 2012.

De la misma forma, la creación del ODEP, en la propuesta del cabildante polista, busca caracterizar las problemáticas de la ciudad, entre las que se destacan:

  • Elementos de la Estructura Ecológica Principal de la ciudad segmentados por el crecimiento y expansión desmedida y no planificada, lo cual destruye las características bióticas y ecológicas.
  • Elementos de la Estructura Ecológica Principal de la ciudad y otras zonas verdes afectadas por desechos, basuras, escombros, afectando cuerpos de agua.
  • Canales y ríos usados como basureros, generando contaminación y poniendo a la ciudad en riesgo de inundaciones en temporadas de lluvia.
  • Obras públicas que reducen la cantidad de espacio verde disponible.
  • Ocupación indebida del espacio público.
  • El posible “cambio de uso” abusivo del espacio público por parte de privados.
  • La no cesión y entrega de áreas comunes por parte de privados a las comunidades y al DADEP.
  • Explotación económica indebida del espacio público que afecta la movilidad y la seguridad de los ciudadanos que sesgan el derecho al disfrute y libre circulación, que protege la Constitución.

Nieves Herrera lamenta que en los años anteriores no se hubiera tomado conciencia para la implementación de esta medida y que de haberse hecho, se hubiera podido evitar la pérdida y deterioro de tantas áreas de la ciudad que ya no cuentan con su calidad en el espacio público por el desconocimiento de las autoridades.

Finalmente, el cabildante rechazó la negativa de la Administración Distrital en presentar comentarios a los proyectos de acuerdo 003, 141 y 260 de 2016, este último, radicado el 20 de junio para ser debatido en las sesiones ordinarias del mes de agosto en el Concejo de Bogotá, las cuales culminaron el pasado 9 de septiembre.

El concejal del Polo hizo un llamado llamado para que más allá de las diferencias políticas se valoren las iniciativas presentadas por los cabildantes de acuerdo con las facultades otorgadas por el estatuto orgánico de la ciudad, decreto ley 1421 de 1993, por cuanto, propenden por el desarrollo de la ciudad.