Tribunal Administrativo del Tolima ordena suspender toda actividad minera en La Colosa

1063

Elcronista.co

Con ponencia de los magistrados Carlos Arturo Mendieta Rodríguez y José Aleth Ruiz Castro, el Tribunal Administrativo del Tolima, ordenó suspender toda actividad minera y de infraestructura que realiza la multinacional Alnglo Gold Ashanti (AGA), en La Colosa, municipio de Cajamarca, por el término de seis meses.

El alto tribunal señala que la medida se toma amparando el derecho al goce de un medio ambiente sano y saludable, la existencia de un equilibrio equilógico, el manejo y en defensa del aprovechamiento de los recursos naturales renovables y no renovables de la zona.

La medida fue tomada al responder una acción popular que instauró el ciudadano Juan David Ceballos Ramírez, quien forma parte del Colectivo Juvenil Ambiental Cajamarcuno, contra el ministerio de Minas y Energía, ministerio del Ambiente, Cortolima y  Anglo Gold Ashanti, al considerar que el proyecto megaminero  atenta contra el ecosistema y, carece de licencia ambiental para llevarlo a cabo.

Hace algunos días, el Consejo de Estado había suspendido la consulta popular que se tenía programada para el 30 de octubre, precisamente donde la ciudadanía ibaguereña se iba a expresar en contra de la realización de cualquier proyecto minero a cielo abierto que contamine las fuentes hídricas de la ciudad. El presidente del Consejo de Estado, Danilo Rojas, en su visita a Ibagué hace unas horas, aclaró que la consulta simplemente estaba suspendida temporalmente  y no anulada, mientras el Consejo de Estado falla de fondo una de las varias tutelas impetradas contra la consulta.

El proyecto megaminero a cielo abierto La Colosa, pretende modificar el paisaje de bosque y páramos sobre la cordilleras central vital para el ecosistema de la zona centro del país, acabando con 161 nacederos de agua, y contaminando de paso los ríos Bermellón y Cocora, además de destruirlos.

Esta cuestionada iniciativa afectaría colateralmente a los municipios de Ibagué, Espinal, Coello, Guamo, entre otros, al quitarles el riego a más de 32 mil hectáreas de cultivos de la zona, especialmente de arroz y productos de pancoger y secanos.

Para Ibagué, con más de 600 mil habitantes, es un riesgo grave la explotación de La Colosa, toda vez que el acueducto complementario tomará sus aguas para surtirse del río Coello, como única fuente de abastecimiento, y recibiría contaminación con metales pesados y químicos, como  el cianuro, entre otros.

Según la página especializada del Observatorio de Conflictos Mineros de América,  “La Colosa se encuentra ubicada en la Reserva Forestal Central, un área estratégica de alto valor ambiental para el sostenimiento de procesos naturales, sociales, económicos, ecológicos y culturales. La mina se encuentra en una zona de altísima actividad sísmica asociada al volcán Machín; situación que aumenta el riesgo de una tragedia ambiental por la ruptura del dique de las piscinas con agua cianurada, los cuales contaminarían los ríos y las aguas subterráneas de la zona”.

Sobre el particular, la multinacional minera AGA, se pronunció a través de un comunicado en donde aclara que el Tribunal no suspendió las actividades exploratorias, sino que ordenó realizar un estudio avalado por expertos para analizar si las actividades que actualmente se desarrollan en La Colosa, afectan negativamente el medio ambiente. En caso de serlo, sí habría suspensión de la actividad, mientras tanto no. Así mismo, señalan que todas las actividades desarrolladas hasta el momento han contado con el acompañamiento y supervisión de autoridades nacionales, como el Ministerio de Ambiente.